Tu día.

Con temblor de pájaro sin nido, con los ojos entreabiertos y hundidos, a mano alzada dibujaba el aire..

La fría noche compartida; sabedora única, dió calor de fiebre, presasagiando la ausencia.

Una petición, un nombre.  Desesperación de un ahogo infinito, donde nada es factible, ni el adiós.

Trozadas, permisibles, sin límites, deambulan las remembranzas, buscando cobijo.

 

!8 de Julio 2015….

“¿Quién serás esta noche en el oscuro
sueño, del otro lado de su muro? “J. Borges